Arranca la segunda edición de Desafío PRO, un proyecto de la Fundación United Way, Lilly y Punto JES para prevenir el fracaso escolar a través del emprendimiento social

/COMUNICAE/

Hasta 22 voluntarios de Lilly guiarán a más de 150 jóvenes de un instituto de Alcobendas para que respondan al desafío de poner en marcha proyectos, trabajando diferentes habilidades como el trabajo en equipo, las dotes de liderazgo o las habilidades comunicativas. El racismo, la violencia de género, el cuidado de los animales y la soledad en los adolescentes fueron algunos de los temas sobre los que se trabajaron en la primera edición

La Fundación United Way España, la asociación Punto JES y la empresa farmacéutica Lilly han iniciado por segundo año consecutivo el proyecto Desafío PRO, una iniciativa que tiene como objetivo prevenir el fracaso escolar a través del emprendimiento social y el desarrollo de las capacidades (soft skills) de los jóvenes. La actividad se realiza en colaboración con el instituto Severo Ochoa de Alcobendas y se extenderá desde diciembre hasta mayo del año próximo.

A través de la iniciativa Desafío PRO, 22 voluntarios de Lilly acompañarán a 151 estudiantes de tercero y cuarto de la ESO, y Formación Profesional Básica a que desarrollen sus habilidades y sean conscientes de sus capacidades para que puedan elegir en qué formarse.

Desafío PRO arranca lanzando a los estudiantes la pregunta “¿Qué quieres cambiar de tu entorno en relación con la salud y el bienestar?” El año pasado surgieron ideas diversas como trabajar sobre la reducción del uso de la tecnología en el ámbito doméstico, el fomento de la diversidad, la eliminación de la violencia en los centros escolares, la mejora de la higiene en los mismos o la prevención de la violencia de género y el abandono de animales mediante la educación.

El proyecto se basa en tres pilares: la innovación y diversidad pedagógica como herramienta para el empoderamiento de los estudiantes, el uso de sus capacidades para emprender proyectos que supongan un cambio social enfocado a la salud y la involucración de los voluntarios de la compañía, los profesores y los alumnos para conseguir diseñar soluciones con potencial para ser implementadas.

“Gracias a proyectos como Desafío PRO se promueve que los jóvenes se conozcan mejor y sean más conscientes de sus capacidades y de su papel como agentes del cambio. Con ello, conseguimos que se sientan miembros claves de la Comunidad y se perciban a sí mismos como generadores de soluciones de valor”, ha destacado Marina Fuentes, CEO de United Way en España.

La iniciativa se enmarca en el Proyecto global Youth Challenge, desarrollado por la fundación desde hace años en diferentes países en los que trabaja con institutos con altos índices de fracaso y abandono escolar. Su intención es llevar a cabo programas con alumnos de los últimos cursos de secundaria y Formación Profesional en los que es crucial la motivación y la orientación para tomar decisiones sobre su futuro más cercano, haciendo especialmente hincapié en áreas de autoconocimiento y mejora de la autoestima.

Fuente Comunicae


Ir a la fuente
Author:

Powered by WPeMatico